top of page
Buscar
  • Foto del escritorFelisa García Sánchez

Y A M A S (Aparigraha)

Los Yamas son restricciones de nuestra conducta en sociedad, cosas que debemos evitar. En general, vemos que este primer elemento del yoga es de nuestra relación con los demás y nuestro entorno. El segundo elemento son los Niyamas, que son conductas y hábitos que se recomiendan cultivar en nuestra relación con nosotros mismos, y a partir de allí cada elemento del yoga va adentrándose más hacia nuestro interior desde la parte más física (Asanas) hasta la más sutil o espiritual hasta alcanzar el último que es Samadhi o «el despertar».



APARIGRAHA nos insta a poseer únicamente lo que se necesita.


Aparigraha implica renuncia y libertad al mismo tiempo: renunciar a la posesión excesiva de bienes, reconociendo que la abundancia no es un medio para lograr la felicidad, y libertad como estado que se alcanza al renunciar a esos bienes que solo producen ataduras y preocupaciones.

Aparigraha no censura la posesión material, sino la excesiva, e invita a reflexionar sobre el qué y el cuánto.

Aparigraha también se refiere a no aferrarnos a las personas de manera obsesiva. Tampoco a determinados pensamientos y emociones que nos mantienen anclados en un momento o una situación determinada.


¿CÓMO PODEMOS INCORPORAR APARIGRAHA EN NUESTRA PRÁCTICA DE YOGA?


Incluir Aparigraha en la práctica de yoga no es fácil. Quizá podríamos empezar disminuyendo el sinfín de pensamientos que nos asaltan en la esterilla. Los continuos “no voy a ser capaz” o por el contrario “tengo que conseguir” y que en muchas ocasiones solo sirven para impedirnos avanzar o, por el contrario, precipitar una práctica para la que aún no estamos preparados. Ser capaces de disfrutar de cada respiración, de cada asana, sin anticipar cuál va a ser la siguiente. Estar presente en la práctica puntual de ese momento, de ese día. Sintiendo sus beneficios concretos, sus dificultades y, por supuesto, la evolución única e intransferible de cada uno de nosotros.


«Si miramos el objeto de nuestro apego con una simplicidad nueva, comprenderemos que no es ese objeto lo que nos hace sufrir, sino el modo en que nos aferramos a él.» Matthieu Ricard

Fuentes: Gong.yoga; yogaandflow.com

41 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page